ACTUALIDAD INICIO > ACTUALIDAD

El sector de auditoría ha querido alzar la voz para reivindicar un regulador independiente

Congreso

Los auditores reivindican un regulador independiente y un reglamento consensuado

El sector de auditoría ha querido alzar la voz para reivindicar un regulador independiente, con un modelo más adaptado a los nuevos tiempos, e instar al actual Gobierno a tener en cuenta al sector a la hora de configurar el nuevo Reglamento sobre la Ley de Auditoria de Cuentas, que actualmente se encuentra abierto a consulta pública, y que, en su opinión, limita la libertad de las firmas de auditoría y la libre competencia.

En el XXIV Congreso Nacional de Auditoría, que se celebra este jueves y viernes en Toledo, el presidente de Instituto de Censores Jurados de Cuentas en España (ICJCE), Ferrán Rodríguez advirtió de la necesidad de adaptar el actual modelo del Instituto de Contabilidad y Auditoria de Cuentas (ICAC) al marco europeo y lograr que el regulador se libere de la "dependencia" ministerial actual. Actualmente el ICAC es un organismo adscrito al Ministerio de Economía y su modelo proviene de la Ley de Auditoria de 1988.

"El supervisor, como los auditores, tiene que ser independiente. De esta forma se eliminaría uno de los principales problemas con el que nos encontramos los auditores. Nuestras normas son más principios, que preceptos detallados y concretos, por lo que siempre existe un margen para su interpretación subjetiva", aseveró Rodríguez, durante la inauguración del congreso en la que estuvo presente la subsecretaria del Ministerio de Economía y Empresas, María Amparo López Senovilla.

Ferrán advirtió que con un supervisor "completamente independiente" este problema se reduciría al mínimo ya que podrían "anticiparse a los problemas", lo que tendría efectos "positivos" para los auditores, clientes y otros usuarios de la información financiera.

Desde el Icjce recuerdan que el Consejo de Estado, en su análisis del proyecto de Ley de Auditoría, se mostraba partidario de incrementar la autonomía del supervisor respecto del poder político. En este informe se señalaba también las ventajas de aproximar el régimen del Icac al de organismos reguladores del sector bancario y del mercado de valores.

En este sentido, el ejecutivo de Mariano Rajoy planteó la posibilidad de que fuera la propia Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) la que tutelase el ICAC.

A este respecto, la subsecretaria del Ministerio de Economía y Empresas, María Amparo López Senovilla, se limitó a indicar en su intervención que en el entorno actual era necesario "reflexionar" sobre la forma de adaptar el modelo del ICAC a las necesidades actuales.

Reglamento de auditoría

Por otra parte, durante la apertura del congreso se abordó otra de las asignaturas pendientes del sector. El desarrollo del reglamento de la Ley de Auditoría de Cuentas. El borrador del reglamento, que está está abierto a consulta pública, concretará algunos de los aspectos de la normativa española aprobada en 2015.

Rodríguez advirtió de la necesidad de escuchar al sector y apuntó que la Ley, que se aprobó en 2015, no satisfizo las expectativas de los profesionales y se elaboró sin consenso del sector. "Estamos a disposición del Ministerio y del Icac para seguir trabajando y llegar a un texto que cumpla con dos características de las que carece la Ley logrando un producto de amplio acuerdo y que ayude a los auditores a centrar sus esfuerzos en mejorar la calidad de su trabajo", destacó.

Para Ferrán el borrador requiere cambios. "Entendemos que este Reglamento no ayuda a aclarar ni a mejorar la Ley de Auditoría de Cuentas en aspectos claves", indicó.

El presidente del ICJCE advirtió de que el Reglamento generaría cargas administrativas que se pueden evitar e implica "límites en la libertad" de las empresas de auditoría al imponer un modelo único de organización interna. "Nos aleja de Europa y de la normativa internacional y limita la libre competencia al establecer condiciones que los auditores medianos y pequeños tienen difícil cumplir ", aseguró.

Respecto al Reglamento, López Senovilla apuntó que el Reglamento se completará con las opiniones recibidas durante la consulta para concretar aspectos de una Ley que transfiere una Directiva y Reglamento europeo y que busca mejorar la confianza en la información financiera y reforzar la independencia y transparencia del sector de auditoría.

Fuente: Expansión